C. Maria Barrientos, 23, local - 08028 Barcelona

Las personas socialmente vulnerables y sus mascotas deben permanecer juntas.

Muchas veces cuando vemos en las calles a personas socialmente vulnerables, estas tienen la fiel compañía de una mascota. Por lo general, un perro o un gato que se acurrucan junto a sus humanos en busca de calor y protección. Esta relación suele verse afectada muchas veces por la prohibición de mascotas en los refugios donde estas personas pueden recibir atención, comida y cama.

Dicha situación ha llamado la atención de muchos centros y organizaciones de protección animal o donde valoran enormemente los beneficios que pueden aportar las mascotas y conocen el dolor que provoca perderlas. En la mayoría de las ocasiones, las personas sin hogar, prefieren permanecer en la calle, incluso en las épocas más frías, para no abandonar a sus mascotas.

  Debido a esto, FAADA (Fundación para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales), FAADA ha realizado reuniones con  diferentes establecimientos públicos y privados como el Banco de Alimentos, el Ayuntamiento de Barcelona y con diferentes asociaciones de ayuda a las personas vulnerables (Fundación Pere Claver, Creu Roja, Assís Centre d’Acollida, entre otras) para lograr un cambio en esta situación.

En base a la información recabada, han podido establecer las principales líneas de actuación para un proyecto pionero y que tiene como objetivo último la aceptación de los animales de las personas sin hogar en los albergues de toda Cataluña. Entre estas líneas de acción se encuentran la aceptación de donaciones de comida para animales de compañía en las recogidas de alimentos y la atención veterinaria gratuita para las personas sin hogar y las que puedan acreditar graves problemas económicos.

Esperemos que esta iniciativa tenga buenos frutos y desde Hope&Help  les deseamos mucha suerte a este fundación que lucha por defender la unión de estas personas y sus mascotas.