C. Maria Barrientos, 23, local - 08028 Barcelona

Ampliamos Servicios al Usuario

La fundació hope & help amplia els seus serveis als usuaris

Queridos compañeros y amigos,

A punto de entrar a la fase 1 (esperamos que pronto), os queremos informar de cómo ha ido todo estos días y de las novedades. Desde que entramos en la emergencia sanitaria nos vimos obligados a pararlo todo y poco después siguiendo el estricto protocolo sanitario pudimos empezar a actuar en todos aquellos casos en el que nos era posible por proximidad de la persona voluntaria.

Hemos seguido así durante dos meses, nos han entrado casos nuevos de diferente índole, por la Covid-19 y por otros motivos. Pero lo más importante es que hemos podido dar apoyo y tranquilidad a la persona usuaria.

Esta nueva situación que nos ha tocado vivir, nos ha abierto la puerta a otras acciones y es lo que justo vamos a iniciar. Principalmente, la tarea de la Fundación era la de atender a las personas mayores, sacando a pasear su perro y haciendo acogidas en aquellos casos en que se requería. Posteriormente se habló de intentar ampliar las acciones atendiendo a las personas mayores, conversando con ellas e invitándoles a salir a pasear con el perro. Esta acción ya se ha implantado desde hace unos días y más ahora con la situación actual en que las personas mayores confinadas se sienten más solas que nunca.

Ahora vamos a hacer más acciones todavía, todas ellas para facilitar la vida a las personas necesitadas y esto quiere decir, aparte de lo mencionado antes, ayudar en las compras y acompañar al médico. A todas las entidades a las que contactamos para darnos a conocer, ya les decimos que nuestro equipo de voluntarios, aparte de atender el animal de compañía, también puede ayudar en todas estas otras tareas. Por otro lado, creemos muy importante ampliar el campo de acción, puesto que personas necesitadas no solo son personas mayores. Atenderemos a casos provenientes de violencia de género, de personas sin techo, invidentes, con discapacidad psíquica o física, en definitiva a todas aquellas personas en situación de vulnerabilidad.

Muchos de vosotros os apuntasteis al voluntariado precisamente para atender el animal de compañía de las personas mayores. Puede ser que no os atraiga esta nueva vía de acción, pero no pasa nada, como sabéis, una de las ventajas de nuestro voluntariado, es la libertad de actuar en aquellos casos que por el motivo que sea os motivan, pero ahora tenéis la posibilidad de ampliar vuestra experiencia y ayudar a muchas más personas.

Pero siempre, sea el caso que sea, la herramienta emocional será el animal de compañía. Seguiremos velando por la persona, también por el animal y evidentemente por el vínculo persona-animal.

Solo nos queda agradeceros a tod@svosotr@s vuestra dedicación y vuestra ayuda. Cómo siempre hemos dicho, sois el alma de la Fundación. Gracias!!

Recibid un abrazo muy fuerte, cuidaros mucho y en nada volveremos a actuar con más fuerza que nunca!!